El Grupo Operativo Pinea publica nuevo Boletín Informativo

Se trata de un número doble que resume las principales actividades desarrolladas por el GO a lo largo de este primer semestre.

En el primer trimestre de 2022 se celebró la Jornada “Avances y nuevos retos en la gestión del pino piñonero” en IRTA-Torre Marimon. Caldes de Montbui (Barcelona). Donde además se aprovechó para grabar un video sobre los principales objetivos de este Grupo Operativo que son: Conocer mejor al Leptoglossus occidentalis, su dinámica poblacional y los momentos en los que este insecto realmente hace daño; predecir mejor las futuras cosechas de piña y facilitar medidas de gestión forestal para el control de los problemas detectados. Y tratar de explicar además ¿qué es un Grupo Operativo?

Un Grupo Operativo, según nos cuenta Montserrat Ganado, Técnica de CESEFOR y coordinadora de este, ”es una asociación de entidades y personas que se unen en un proyecto de innovación para resolver un problema común porque quieren soluciones reales”. Esta unión de “los mejores en lo suyo” posibilita que se trabaje en paralelo en muchos frentes a la vez, aumentando exponencialmente la eficacia del trabajo.

Así, mientras prosiguen los trabajos de monitoreo semanal de pinares en busca del insecto, instalación de trampas con distintas feromonas y evaluación de capturas, ensayos con drones y tecnología LiDAR para cuantificar de forma directa la producción de piña de una forma más rápida y objetiva que el procedimiento visual actual, etc. se trabajaba en le organización del II Simposio del Pino Piñonero que fue todo un éxito. Las líneas principales de trabajo han quedado plasmadas en otro video y toda la documentación del Simposio puede consultarse ya en la página web.

Pero además, se han desarrollado labores de divulgación para trasladar a la población la situación real del estado del pino piñonero y la industria del piñón, razón por la cual se celebró, en el marco de las actividades del II Simposio del pino piñonero, la Jornada divulgativa: “El viaje del piñón del bosque a la mesa” las  “I Jornadas gastronómicas del piñón” y la presentación de la Canción “Chinche rabiña, fuera de mi piña” por el cantautor Miguel Dantart que está llamada a convertirse en el hit forestal del verano con casi 4.000 visualizaciones en apenas un mes.

Canción que sirvió de ejemplo, en el seminario «Dime qué comunicas y te diré quién eres», celebrado durante el 8º Congreso Forestal Español en Lleida a finales de junio, de comunicación novedosa de lo que nos sentimos especialmente orgullosos porque como dice Francesc Solà responsable de comunicación del Grupo Operativo “si siempre hacemos lo mismo obtendremos los mismos resultados, eso está claro y por eso hemos apostado, también en redes sociales por una comunicación más directa, sin tantos tecnicismos” porque el objetivo es que nuestro mensaje pueda traspasar el sector: «salir de lo forestal».

Conclusiones del II Simposio del Pino Piñonero

El II Simposio del pino piñonero se clausuró con gran éxito y con la mirada puesta en la investigación para incrementar la producción del piñón en España

Celebrado del 1 al 5 de junio en Pozal de Gallinas, en la provincia de Valladolid, el II Simposio del Pino Piñonero se estructuró en dos jornadas de carácter científico (días 1 y 2), y otras tres dirigidas a un público más general (días 3, 4 y 5), de carácter mucho más divulgativo, con un programa que contempló visitas para conocer la ruta que sigue un piñón desde el árbol hasta que llega a la mesa de un consumidor, jornadas gastronómicas para ensalzar la calidad del piñón de Pinus pinea (origen España) y visitas guiadas con el objetivo de conocer este preciado recurso forestal no maderable.

CONCLUSIONES

La principal conclusión de las jornadas fue, a juicio de Jesús Pestaña, presidente de FAFCYLE, la necesidad de incrementar la investigación relacionada con la mejora genética del pino piñonero para ser más eficientes en la eliminación de las plagas que hacen peligrar la subsistencia de estas especies y sus frutos, para lo cual urge el incremento de los recursos financieros. Otras de las conclusiones abordadas fueron:

  • Las masas naturales necesitan una selvicultura adecuada para favorecer la producción, compatible con el cambio climático.
  • El futuro de la producción del piñón pasa por favorecer las plantaciones injertadas en modo de cultivo frutícola.
  • Es fundamental incrementar la capacidad de producción de planta injertada para cubrir la demanda actual de estas plantaciones.
  • Las feromonas para el control de la chinche están muy avanzadas y servirán en un futuro para mejorar la situación actual.
  • Es necesario mejorar el conocimiento de la fenología de la chinche.
  • La generalización del uso de tratamientos fitosanitarios está pendiente de las conclusiones de los primeros ensayos que se están realizando para evaluar su inocuidad.
  • Otra de las medidas a implementar es poner en marcha la diferenciación en los sistemas de trazabilidad y cadena de valor del producto.
  • Falta disponibilidad de datos homogéneos sobre la producción piñonera.
  • Es importante y necesaria la transferencia y difusión de los avances científicos.
  • Para progresar más rápidamente se requiere la colaboración de todos los actores implicados, y para ello proyectos como este grupo operativo Go Pinea son fundamentales.

Ya está disponible el  resumen del Simposio con todas las ponencias de los panelistas participantes, referentes en el sector, quienes expusieron algunas de las últimas investigaciones sobre sanidad forestal y control de la plaga Leptoglossus occidentalis, responsable de la merma de producción de piñón en toda la cuenca del Mediterráneo en los últimos años. También se presentaron los estudios más actualizados de selvicultura adaptada a los nuevos escenarios de cambio climático; las herramientas para la valoración de cosecha que, con drones y LiDAR, se están empezando a utilizar; situación actual de los mercados; y aspectos relativos a la trazabilidad y diferenciación de un producto ya considerado como gourmet, frente a las variedades de importación como el piñón chino, pakistaní o ruso. En esta línea de divulgación y promoción del piñón ibérico, también se abordaron los valores nutricionales y la oportunidad gastronómica que representa un producto tan exclusivo del que España es uno de los grandes productores del mundo.

El piñón ya tiene BSO

Hoy a las 12:00 se ha estrenado el HIT FORESTAL del verano.

La canción, «Chinche rabiña, ¡fuera de mi piña!», es la manera con la que desde el Grupo Operativo Pinea contamos a los cuatro vientos que nos podemos quedar sin piñones por culpa de un «bicho nuevo» que asola nuestros pinares. Y es que un problema no es un problema de verdad hasta que conseguimos hacerlo visible. Si bien en entornos forestales llevamos años lidiando con esta plaga, aún es una realidad ajena a la sociedad.

Si no frenamos a la chinche americana, (nombre coloquial del Leptoglossus occidentalis), está en peligro la sostenibilidad económica y medioambiental de las 400.000 hectáreas de pino piñonero que hay en nuestro país y todos los puestos de trabajo directos e indirectos que genera la gestión sostenible de estos pinares, la recogida de la piña y toda la industria relacionada con la extracción, procesado y comercialización del piñón.

Mientras el Grupo Operativo PINEA trabaja en su control, es necesario que la sociedad se implique, y una manera sencilla es lograr que el consumidor entienda el valor diferencial del piñón del pino piñonero y lo demande por sus características organolépticas y nutricionales, en detrimento de piñones de otras especies de menor calidad procedentes del extranjero.

El cantautor Miguel Dantart ha reinventado la tonada popular “Chincha rabiña, que yo tengo una piña llena de piñones y tú no los comes” y el resultado es esta “Chinche rabiña ¡fuera de mi piña!” con la que presenta un viaje en tres estrofas por una realidad mucho más próxima a las personas de lo pensamos (Bajo el azul de este cielo, Desde Roma hasta el Peñón o el Rap del Piñón) ligadas con un estribillo pegadizo en que se dirige a la Chinche rabiña (una chinche rapiña) para que deje en paz a nuestras piñas.

El resultado es un «temazo forestal» con una producción muy cuidada que queremos que se convierta en la banda sonora del pino piñonero y de toda la cadena de valor del piñón. Un esfuerzo por salir del contexto forestal y sacar nuestro relato al aire para conectar a la sociedad con los problemas forestales, algo tan necesario como urgente. Todos somos forestales y a todos nos afectan las consecuencias que el cambio climático o la globalización tienen sobre nuestro territorio.

Está previsto que los ingresos que se pudieran generar tanto de la canción como del videoclip «Chinche rabiña ¡fuera de mi piña!» sean destinados íntegramente al mantenimiento de las actividades de investigación e innovación iniciadas por el Grupo Operativo PINEA y, de forma específica, al mantenimiento y seguimiento del dispositivo de parcelas de investigación.

Así que disfruta y ¡AYÚDANOS Y COMPARTE ESTE VIDEO!

Idea original: Jasten Fröjen   |  Autor: Miguel Dantart